Una de las grandes dudas que suelen tener los propietarios de un inmueble que se han decidido a venderlo, es si es necesaria la preparación de su vivienda. Lo habitual, es que una vivienda en la que se haya estado viviendo o incluso si ha estado cerrada, haya sufrido cierto desgaste y por lo tanto, es muy importante revisar y reacondicionar el inmueble al completo para que resulte atractiva para los futuros compradores.

En Enter Asesores te explicamos cómo se puede preparar una vivienda para vender antes.

La preparación de una vivienda para su venta va a depender mucho del presupuesto del que disponemos y del estado en el que se encuentra el inmueble. No obstante, existen ciertos aspectos que hay que cambiar definitivamente para poder crear una sensación de «casa nueva» que aumenten el interés de las personas que están buscando una vivienda.

Preparativos básicos

Dentro de los preparativos básicos que debemos realizar en nuestra vivienda para poder vender antes, hay que incluir:

  • Una nueva capa de pintura para darle un aspecto completamente fresco y nuevo a toda la vivienda, preferentemente en colores neutros para mejorar la sensación de amplitud y de limpieza.
  • Realizar una limpieza profunda y ordenar el espacio, la casa tiene que estar perfectamente limpia y ordenada, no sólo para las visitas que recibamos en casa sino para realizar el reportaje fotográfico que luego incluiremos en los distintos portales inmobiliarios y que darán una buena imagen de la vivienda a cualquiera que entre en la web y realice una visita online.
  • Revisar y reparar todos los desperfectos, es fundamental que la casa no presente ningún desperfecto ni ninguna avería, entre otras cosas para evitar negociaciones de bajadas de precio, y porque además, una vivienda que da un mal aspecto tarda mucho más en venderse.
  • Actualizar la cocina y los baños en la medida de lo posible, si no podemos realizar un cambio completo de estas dos estancias (que son de las más importantes para cualquier comprador), habrá que realizar ciertas mejoras, como por ejemplo: pintar los azulejos, cambiar puertas de armarios para actualizarlos y renovar enseres y electrodomésticos que estén muy deteriorados.

Preparativos extra

Si podemos contar con una buena inversión y destinar un buen presupuesto a la preparación de la vivienda, hay algunos preparativos extras, que no solo conseguirán que la casa se venda mucho antes sino que revalorizarán su precio.

  • Cambiar suelos y ventanas: poner un nuevo suelo que dé uniformidad a toda la vivienda, será un extra para todos los compradores que la visiten. El cambio de las ventanas irá enfocado a mejorar la calidad energética del inmueble.
  • Renovar por completo la cocina y el baño, cambiando desde los azulejos a los sanitarios, los electrodomésticos y todos los enseres, incluso cambiando la bañera por un plato de ducha para darle un aspecto completamente nuevo a estas estancias.
  • Añadir capacidad de almacenaje: todas las reformas y las obras que hagamos, deben ir encaminadas a mejorar la capacidad de almacenaje, tanto en la cocina como en cualquier estancia de la vivienda, ya que esto es un plus para cualquier comprador.

Preparativos para el día de la visita

El día en que recibamos a futuros compradores que estén interesados en nuestro inmueble podemos realizar unas cuantas tareas extra para que la visita resulte agradable y se lleven la mejor impresión posible de nuestra vivienda. Estos son algunos preparativos extra:

  • Ventila la vivienda durante unos 10 minutos antes de la visita, pero procura que haya una temperatura agradable tanto si es verano como si es invierno para que la visita sea cómoda.
  • Perfuma el ambiente bien con flores frescas o bien con algún ambientador sutil.
  • Ten a mano toda la documentación que puedan solicitar los compradores, como por ejemplo, los planos de la vivienda o los estatutos de la comunidad para resolver cualquier duda que puedan tener durante la visita.

Los datos hablan, y en general, se vende mucho más rápidamente una vivienda que esté lista para entrar a vivir, que una vivienda que no lo esté, asimismo, el hecho de invertir en ciertas reformas y ciertos cambios en la vivienda pueden repercutir en poder aumentar el precio de venta.